Atraco padrísimo en Hollywood.

Increíble, guau… Esas eran las palabras que salían de mi boca (y de seguro que muchos fans de los Padres estaban igual que yo), cuando llegó el final de la parte alta de la novena entrada en el juego del sábado en la ciudad de los guiones cinematográficos. Un final de ensueño, o de pesadilla, según sea el bando que describa la proeza que de lograron Cabrera y también Venable cuando le brindaron la victoria a los Padres, a base de robar el home a los Dodgers, dos veces en la misma juega.

Una proeza que no solo condujo a San Diego a robar la base, no señor. Con esta prodigiosa juega, los Padres robaron también la victoria en el juego en la serie, porque el palo para los Dodgers fue tan duro, que el domingo todavía estaban doloridos por lo sucedido.

SAN DIEGO 7 – LOS ANGELES DODGERS 6 (7/14/12)

SIGUE EL ENLACE PARA VER EL PARTIDO CONDENSADO A TRAVES DE PADRES HISPANOS EN FACEBOOK & TWITTER

1 2 3 4 5 6 7 8 9 R H E
San Diego Padres 1 0 0 1 0 2 0 1 2   7 8 1
Los Angeles Dodgers 1 0 2 0 1 2 0 0 0   6 11 2

Hacía casi un año que los Padres no lograban algo parecido. En aquella ocasión fue Denorfia el protagonista con los Phillies como rival y con un compañero en primera que le ayudó en la labor de asaltar el home. En esta ocasión Cabrea rizó el rizo y con una carrera abajo, en la novena y dos outs no esperó a ver lo que Amarista podía cosechar con su bate. Ya acumulaba dos Stripes y la derrota estaba muy cerca de mirar cara a cara a los Padres, a pesar de estar Cabrera en tercera base y Venable en segunda. Ni nuestro entrenador de tercera Hoffman ni el propio Venable sabían de las intenciones de Cabrera en el momento en que asalto el empate en el marcador (como posteriormente reconocieron en entrevistas), pero cuando Jasen tomo la bola en la loma y le dio la espalda a su receptor, Cabrera supo que era el momento de arriesgar. Corrió y la fortuna se alió con los Padres, porque el lanzamiento de Jansen, no pudo ser capturado por Ellis. Su movimiento fue perfecto para eliminar a Cabrera, si no fuese por el determinante detalle de que la bola no estaba en su guante. Esto confundió incluso al umpire que creyó que la bola si estaba en el guante del receptor de los Dodgers y que por tanto Cabrera había sido eliminado. Pero no era así y cuando todos quisieron reaccionar, Venable se abalanzaba sobre el home para anotar dos carreras de manera consecutiva que ponían en ventaja a los Padres.

Es bueno recordar esta jugada y la anterior ocasión en la que los Padres vivieron ese momento mágico que siempre supone el robo del home, un 25 julio del año pasado en Philadelphia.

Con esto se puso un broche de oro a un juego en el que hubo varia alternativas en el liderazgo del marcador, pero que parecía que caería del lado de los Dodgers. Volquez volvío a sufrir la falta de apoyo ofensivo en las cinco primeras entradas del juego, tiempo que estuvo sobre la loma de los Padres, en las que cedió ocho hits, y cuatro carreras, además de cuatro pasaportes a primera. Brach, Mikolas, Hinshaw (que terminó logrando su primer triunfo del año) y Street (que ya suma 14 rescates), completaron la lista de peloteros que intervinieron en el juego. Una intervención que se vio más agradecida por la aportación ofensiva de los Padres de lo que se pudo ver en las cinco primeras entradas del juego.

Una aportación ofensiva en donde destaca, además de la mencionada jugada del robo de base decisivo, las tres carreras impulsadas por Quentin (con HR solitario en la cuarta entrada) y las dos carreras impulsadas por Headley (con HR solitario en la sexta entrada). Forsythe  también destacó al anotar dos carreras, una de ellas en el comienzo del juego, por culpa de dos imprecisiones de los Dodgers a la hora de atacar una doble eliminación que de haberse producido no hubiese permitido a Fosythe ni ir avanzando por las bases, ni mucho menos anotar la primera carrera del juego.

Y es que los errores no solo fueron determinantes para que Forsythe anotase la primera carrera de estos dos partidos, sino que fueron decisivos para certificar la derrota de los locales en el juego del domingo y por consiguiente en la serie.

SAN DIEGO 7 – LOS ANGELES DODGERS 2 (7/15/12)

SIGUE EL ENLACE PARA VER EL PARTIDO CONDENSADO A TRAVES DE PADRES HISPANOS EN FACEBOOK & TWITTER

1 2 3 4 5 6 7 8 9 R H E
San Diego Padres 0 0 0 1 0 0 3 1 2   7 12 2
Los Angeles Dodgers 1 0 0 0 0 1 0 0 0   2 7 5

No se si la manera de perder el día anterior, influyó tan decisivamente a los Dodgers que la desconcentración se adueño de los locales, pero lo cierto es que acumularon un total de cinco errores, que rozaban ya el ridículo y la mofa y que significaron que pasamos de estar en un juego en el que quizá tuviésemos opciones de ganar en un final reñido a ganar con autoridad aplastante, a partir de que llegase la séptima entrada.

Marquis de este modo se anotó la victoria número cuatro de lo que va de año, tras haber lanzado seis entradas completas y de haber cedido seis hits y las dos únicas carreras que los Dodgers lograron anotar en la jornada de clausura de esta serie. Thatcher, Gregerson y Thayer completaron un plácido trabajo tras ver lo que el bate estaba cosechando a partir de la séptima entrada, que fue cuando el bullpen de los Padres entró en acción.

En cuanto a los hits logrados por los Padres, destacan los tres hits logrados por Maybin y los dos de Headley (uno de ellos fue un solitario HR en la octava entrada) y de Alonso. Amarista, Forsythe, Cabrera, Kotsay y Baker lograrían uno cada uno. Pero lo curioso de este juego y que fue el gran protagonista del mismo, fueron los errores que los Dodgers cometieron a la hora de acometer eliminación en primera base, lo que provocó numerosas opciones de anotar que supimos transformar en la victoria final y que tuvieron el séptima entrada su máximo exponente.

Ahora toca el turno de pelear en una larga serie frente a los Astros en una de sus últimas apariciones como equipo de la Liga Nacional, antes de que ingrese en la Americana la próxima temporada y otra serie en el fin de semana frente a Colorado.

¿Lograremos seguir sumando triunfos que nos alejen del sótano del Oeste y de paso nos acerquen a nuestros rivales más directos (aunque algo lejanos en la clasificación)? Ya se verá, pero no se puede negar que ahora los Padres, desde hace mas o menos un mes, nos están haciendo disfrutar mucho más de lo que en el resto del año lo habíamos hecho.

¡Qué siga la buena racha, qué siga la senda del triunfo y el optimismo!

 

LIGA NACIONAL-DIVISION OESTE

Equipo G P PCT JA
S.Francisco 49 40 .551 -
LA Dodgers 48 42 .533 1.5
Arizona 42 46 .477 5.0
San Diego 36 54 .400 13.5
Colorado 34 54 .388 14.5

Hasta pronto desde España.

1 Comentario

Recuerdo haber visto esto en la portada de MLB.com. Al principio, tampoco podía creerlo: robarse el plato es muy difícil; hacerlo dos veces, casi imposible. La última vez que nosotros lo logramos fue en 2010 contra los Cubs -cortesía de Cody Ross, quien ahora está con Boston-, el mismo equipo al que esperamos cortarle las garras en nuestra visita al Wrigley Field.

Saludos desde Santiago de Chile.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: