Otra renovación adecuada para el futuro.

Hoy se ha dado a conocer la noticia de que el Nick Hundley ha firmado una extensión de contrato hasta el final de la temporada del 2014 con los Padres. Un acuerdo que incluye una opción del equipo para el 2015. Sin duda una noticia esperada desde hace tiempo, pero que no por ello deja de hacer ilusión, ya que Hundley se ha convertido en una de las bazas importantes de estos Padres.

Y ciertamente es importante desde hace tiempo en los Padres, que siempre han tratado de lograr consolidar a Hundley en la titularidad, al tiempo que se trataba de rodearle de algún receptor con experiencia que le ayude desde la suplencia. Algo en lo que no se ha llegado a acertar de lleno, ya que si bien Hundely se ha consolidado con el receptor titular de los Padres, sus suplentes no se han mantenido en el tiempo, como si lo ha hecho él.

La renovación le llega en un momento importante para él, por los movimientos realizados por los Padres en la offseason y por haber tenido un 2011 en donde se notó su mejoría al bate (algo fundamental para la evolución a mejor de los Padres) y en donde las lesiones le llevaron a disputar nada más que 82 juegos, lo que nos ha llevado a ver como Luis Martínez disputaba 22 juegos, mientras que Rob Johnson disputó 67 y Kyle Phillips 36.

Nick Hundley, atesoró un porcentaje de bateo de .288 y porcentaje en base de .347, mientras que el resto de receptores, decepcionó en la ofensiva, apenas llegando Luis Martínez a batear para .203 (con un porcentaje en base de .309) en 59 turnos de bateo, y bajando del .200 los otros dos receptores. Rob Johnson ha acumulado 179 turnos de bateo, bateando para .190 y con un porcentaje en base de .259 y Kyle Phillips ha bateado para .171 en 76 turnos de bateo y con un idéntico porcentaje en base, que su compañero Johnson.

Lo más positivo vivido por Hundley recientemente, lo vivimos cuando Hundley lograba un porcentaje de bateo de .367 después del parón por el Juego de las Estrellas, con un porcentaje en base de .404 en los 1128 turnos de bateo de que dispuso en los 37 juegos disputados. Esto supuso el cuarto mejor registro en porcentaje de bateo, en ese periodo en las Grandes Ligas, algo que sin duda vino bien a un equipo mermado en la ofensiva.

Pero no fue lo único positivo de su pasada temporada, sino que además, en los juegos disputados en el PETCO Park, ingresaba en el selecto de los jugadores de los Padres, que con al menos 100 turnos de bateo, lograba superar la marca de .300 de bateo en nuestro vasto parque. Solo le superó esta temporada Jesús Guzmán, que terminó con un porcentaje de bateo en casa de .346 (37 de 107). Hundley logró una sensacional marca en casa, al tener 137 turnos de bateo, logrando un porcentaje de bateo de .307, con 42 hits, 9 dobles, 4 triples y 6 HRs, además de tener un porcentaje en base de .373. Todo ello en los juegos que Hundley ha disputado en nuestro hogar, con lo que logra el cuarto mejor registro de la historia en el PETCO Park.

Unos números que se antoja importante mejorarlos de cara a su consolidación en el equipo, como una de las piezas clave en la evolución del equipo, hacia un conjunto que contienda por el título del Oeste. Además su mejora ofensiva es también importante, teniendo en cuenta las llegadas al equipo de determinados peloteros que nos ayudarán a contender lo antes posible. Concretamente por la llegada de Yasmani Grandal, receptor de 23 años de edad, que se plantea como la opción a largo plazo de la receptoría.

Grandal es un buen receptor defensivo, que hace un muy buen contacto con la bola, a la hora de batear y pude golpearla a un amplio espectro del campo. Lo mejor de aspecto su ofensivo es su capacidad de progresión, al tiempo que mejora y madura su físico de 6-pies-2 y 215 libras de peso. Sus 23 años de edad son su mejor aval de futuro. Fue elegido  en el puesto 12 del draft de 2010, y ha bateado para .305 con 14 cuadrangulares y 68 impulsadas en Clase-A, Doble-A y Triple-A la temporada pasada.

Cuando Grandal llegue al punto de madurez necesaria para competir de continuo en las mayores, Hundley y él estarán llamados a liderar una sólida receptoría que sirva de base a unos Padres que nos proporcionen muchas más alegrías de las vividas en el 2011. Es por ello que Hundley afronta estos próximos años con el gran objetivo de poder ganarse todos los galones posibles, para que cuando converjan unos Padres poderosos y un Grandal capacitado para estar a un gran nivel en las Mayores, Nick no se quede en la sombra y pueda ser el tutor ideal de Grandal en la aventura de las Grandes Ligas, al tiempo que él mismo tenga el protagonismo propio que se merece.

Pero eso es hablar de futuro… está por ver todo esto. Pero lo que está claro, es que el presente de los Padres está en él y en este presente, Nick y los Padres se labrarán su futuro. De su evolución como gran receptor, dependerá también en gran medida que los Padres puedan aspirar a grandes cosas lo antes posible.

Ahora Hundley, es el dueño de la receptoría… y lo será por largo tiempo.

Hasta muy pronto desde España.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: