El equipo ya trabaja al completo en Peoria.

Si primero fueron los lanzadores y los receptores quienes empezaron la actividad en Peoria, en este fin de semana le ha tocado el turno al resto de peloteros empezar con los entrenamientos y la pretemporada que terminará por definir quienes estarán en el roster de los Padres, el día del juego inaugural.

La lucha por entrar en el roster se vivirá fundamentalmente en el diamante, concretamente en el centro del diamante, donde peloteros como Everth Cabrera, Logan Forsythe o Andy Parrino tratarán de consolidarse en el equipo de la Gran Carpa, por lo que pondrán toda la carne en el asador, en esta primavera, para lograr sus objetivos. Objetivo que por cierto, a Cabrera se le escapó a última hora el año pasado, cuando los Padres ficharon en el último momento a Alberto González, frustrando su retorno a las Grandes Ligas por la puerta grande, después de que en el 2009 jugase 102 juegos y en el 2010 sólo 61 juegos en las Mayores.

Analizando un poco las posiciones y los peloteros que se han dado cita en Peoria en este fin de semana, cabe destacar que la primera base es una posición que vuelve a brillar en San Diego, después de que el año pasado los que estaban llamados a sustituir a Adrian Gonzalez, no terminasen de cumplir con los objetivos que de ellos se esperaban. Ahora, cubierta esta posición entre Yonder Alonso y Jesús Guzmán, lo cierto es que se puede ser optimista de cara a ver como esta posición, ofensivamente hablando, nos puede reportar alegrías. De Alonso se espera mucho, no en balde es uno de los mejores prospectos de las Mayores, y tras el final de temporada de Guzmán la duda radica en como Black administrará los tiempos de juego de ambos peloteros. San Diego es un equipo que no puede presumir de tener una de las mejores ofensivas de las Mayores y es por eso que ambos peloteros tendrán que ponerse las pilas para poder aportar lo mejor de si mismos, para que San Diego logre tener una buena temporada. De tener ambos un buen año a nivel ofensivo, y respetándoles las lesiones, terminaremos viendo a Guzman como un utility player, mientras que Alonso se adueñará definitivamente con una primera base que está llamada a ser suya, este año y en el futuro de los Padres.

En el centro del diamante se verán auténticas batallas para poder hacerse con el puesto de jugador de reserva, ya que la titularidad en la segunda base y el shortstop están más que adjudicados en las personas de Orlando Hudson y Jason Bartlett. En ambos casos buscarán prepararse para tener un mejor año que el que acabamos de dejar atrás. El coste de sus salarios en el roster es elevado y es por esa razón que los rumores apuntaban a que los Padres buscarían una solución a este tema, en forma de un traspaso de alguno de ellos, lo que finalmente no se dio. Así pues, con la presión de hacer una buena temporada que les permita una extensión en sus contratos para el 2013 y que les sirvan para resarcirse del 2012, lo darán todo para lograr hacer del centro del diamante una de las grandes bazas de las aspiraciones de los Padres en la temporada que está a punto de comenzar.

En la recámara esperarán Forsythe, Parrino y Cabrera, con la esperanza de poder cubrirles las espaldas a Hudson y Bartlett. Lograr estar entre los 25 elegidos finales es el objetivo con el que empiezan a afrontar estos entrenamientos primaverales estos peloteros. Sin duda, que Forsythe haya añadido a su repertorio la posibilidad de jugar en el campocorto, le confiere muchas papeletas de lograr hacerse un hueco en el roster final.

En la tercera base, Headley se plantea como uno de los grandes exponentes de los Padres en este año. Su buena campaña en el 2012 hizo que fuese uno de los peloteros por quien más se preguntó a los Padres en la pasada offseason. Sin embargo los Padres no se han querido desprender de él, pensando en que en esta temporada se convierta en uno de los mejores estiletes en ataque del equipo. En principio, parece que este año los Padres tendrán  más referencias en la ofensiva que el año pasado, pero en el 2012 Headley volverá a ser determinante para el futuro de nuestro equipo. Además si mejora sus dotes defensivas, entre él y Darnell podríamos tener bien cubierta esta posición en este año y en años venideros… siempre y cuando las pretensiones económicas de Headley puedan ser asumidas por los Padres, claro.

En el jardín, lo que más va a predominar en estos días, va a ser las caras nuevas, al igual que las caras nuevas predominaron en las primeras sesiones de entrenamientos de los lanzadores y los receptores.

Carlos Quentin es sin duda quien más acaparará la atención, de entre los nuevos jardineros. Y es que su poder ofensivo será vital para que los Padres 2012 tengan opciones de tener una temporada victoriosa, con más de 81 victorias. La izquierda del jardín será suya y con eso Blanks ve como se le cierran un poco las puertas (a eso hay que sumarle la llegada de Alonso y que Guzmán también viene pisando fuerte). Quentin ha sido una de las incorporaciones que más ilusión ha generado este año a San Diego, y con él y con Cameron Maybin, el jardín empieza a tener quilates.

Maybin por cierto, va a Peoria sabiendo que esta temporada será fundamental para lograr su consolidación como un jardinero del calibre de Guante de Oro y All-Star, pero dejando de lado las negaciones sobre su extensión de contrato. Unas negociaciones que son muy importantes para el futuro de los Padres, porque nuestro futuro y el de Maybin deben de ir de la mano.

Venable (que a comienzos de la pasada temporada pasó por las Menores por su bajo rendimiento ofensivo), Denorfia (que terminó muy bien al bate la temporada 2011), Blanks (que no ha terminado de explotar como de él se esperaba en años anteriores), Parrino (que entre el jardín y el centro del diamante tratará de hacerse con un puesto en el roster) y el nuevo jardinero Mark Kotsay, serán otros jardineros que nos deleitarán en esta primavera.

Fuera del roster, otros peloteros han sido invitados a los entrenamientos primaverales, como son el jardinero Jeremy Hermida (el cual firmó un contrato de ligas Menores), el infielder Jedd Gyorko (uno de los mejores prospectos del momento) o Drew Cumberland (que tratará de reencontrarse a sí mismo, tras problemas de salud que trata de solventar).

Así que con el equipo al completo trabajando, ya solo nos queda muy poco tiempo para empezar a disfrutar de los juegos primaverales de los Padres y con ellos el retorno de lo que tanto deseamos: El juego de la pelota y nuestro equipo del alma.

Hasta muy pronto desde España.

SIGUE PADRES HISPANOS EN FACEBOOK.

SIGUE PADRES HISPANOS EN TWITTER.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: