enero 2012

Un nuevo canje con la loma y la granja como protagonistas.

SD decide sobre la 1B, al tiempo que refuerzan su loma.

Por Miguel Ángel Martín / Especial para PadresBeisbol.com

Era un secreto a voces que los Padres tenían que tomar una decisión acerca de la primera base, no solo pensando en la próxima temporada, sino también pensando en campañas venideras. Y finalmente han decidido que sean Yonder Alonso y Jesús Guzman, quienes peleen por ser el primera base del 2012 y del futuro de los Padres, al canjear con los Cachorros de Chicago, a Anthony Rizzo por Andrew Cashner, que viene a reforzar la loma de San Diego, que ha quedado muy remodelada tras los movimientos vistos en esta offseason.

Sabíamos que la posibilidad de canjear a Rizzo a los Cubs, era mucho más que un simple rumor. Ahora vemos que se ha hecho realidad. Sonaba lógico, porque no olvidemos que por un lado el Gerente General de los Cachorros, Jed Hoyer, fue el responsable de la llegada de Rizzo a San Diego, cuando tuvimos que desprendernos de Gonzo. Al reunirse Epstein y Hoyer en Chicago, no era descabellado pensar que tratarían de volver a poner bajo su control a una de las joyas que San Diego logró pescar en la granja de Boston.

Por otro lado, Byrnes había incluido en el canje de Latos a los Rojos, a un primera base con futuro y presente como es Yonder Alonso, que ya puede aportar un enorme repunte ofensivo al equipo. Esto era algo que dejaba las puertas algo cerradas a Rizzo, que todavía tiene que madurar para el nivel que hay en las Grandes Ligas, al menos por lo mostrado por el joven pelotero en el poco tiempo que estuvo en San Diego.

Así pues, ¿qué hacer? Teníamos a un primera base de presente y futuro y a un primera base de futuro que podrían ofrecer garantías a los Padres (eso sin contar que Guzman y Blanks, también podían luchar por ocupar esa posición). Pero difícilmente podía coexistir en San Diego tanto potencial en la misma posición.

El mismo Yonder Alonso vivió algo parecido en Cincinnati con Votto y ya Blanks tuvo que buscar acomodo en el jardín para lograr hacerse un hueco en el lineup. Lo lógico era pensar en usar a algunos de esos talentos para reforzar al equipo en el campo y a otros usarlos para reforzar el equipo… canjeándolos.

Puede que suene duro la salida de Anthony Rizzo, pero lo más sensato era realizar un movimiento de este estilo. Había que pensar también en la temporada que ha de comenzar y no solo en el futuro, y con la figura de Yonder Alonso teníamos amabas cartas en nuestra baraja, mientras que con Rizzo tan solo contábamos con la carta del futuro y no tanto con la baza del presente. Además de tener en cuenta que la magnífica sensación que dejó Jesús Guzman en el 2011, dejaba a los Padres bien pertrechados en esa posición a la hora de que se compita por jugar de primera base.

Finalmente el trato de los Cachorros y los Padres se concreta con la marcha a la ciudad del viento de Anthony Rizzo y de Zach Cates y la llegada a San Diego del lanzador Andrew Cashner y el jardinero de Ligas Menores Kyung-Min Na.

Los Padres ven en Cashner, que comenzó la temporada pasada como quinto abridor de los Cachorros, pero que se perdió la mayor parte de la temporada por problemas físicos. Como un especialista en la octava entrada, con potencial de irlo moviendo dentro del bullpen.

Cashner, de 25 años de edad, fue la elección número 19 del draft del 2008, y cuenta con dos victorias y seis derrotas en el bagaje de su corta carrera deportiva. En el 2010 lanzó en 53 juegos, venciendo en 2 y perdiendo 6, con una ERA de 4.80, 54.1 innings lanzados, 55 hits permitidos, 31 carreras concedidas y 8 HRs en contra. Su porcentaje de bateo estuvo en .267. Pero estos números no vieron progresión en el 2011 al verse afectado por la lesiones y tan solo pudo participar en 7 juegos, lanzando tan solo 10.2 entradas.

La otra incorporación de los Padres ha sido el jardinero de Ligas Menores Kyung-Min Na, de veinte años de edad, tuvo promedio de .268 con 10 dobles y 22 carreras producidas en 83 juegos en el sistema de liga menor de los Cachorros. El oriundo de Seúl, Corea del Sur, firmó con Chicago como agente libre en el 2009.

Ahora las incógnitas que quedan por saber son entre otras, si los Padres dejarán intacto el centro del diamante o si por el contrario optarán por canjear a Orlando Hudson o a Jason Bartlett, si  optarán por reforzar la loma con algún agente libre y como se desarrollarán los planes de extensión de contratos de algunos peloteros que serían agentes libres al finalizar la temporada que está a punto de comenzar.

Poco a poco se irá desvelando todo.

Hasta muy pronto desde España.

SIGUE PADRES HISPANOS EN FACEBOOK.

SIGUE PADRES HISPANOS EN TWITTER.

Un bate de respeto para los Frailes.

La llegada de Carlos Quentin le inyecta ofensiva a los Padres.

Por Miguel Ángel Martín / Especial para PadresBeisbol.com

El final del año nos deparó el último movimiento del vertiginoso mes de diciembre, en donde las oficinas de los Padres han trabajado intensamente para construir el futuro de la franquicia de San Diego. Pero tras unos cuantos movimientos pensando más en el futuro que en el presente más inmediato, ahora ha tocado mover ficha pensando en el presente. Un presente que se llama 2012.

El sábado 31 de diciembre se daba a conocer que los Medias Blancas y los Padres, habían realizado un canje en el cual, el jardinero Carlos Quentin pasó a San Diego a cambio de dos lanzadores de liga menor, el derecho dominicano Simón Castro de 23 años de edad y el zurdo venezolano Pedro Hernández de 22. Ninguno de ellos estaba en el top 25 de la magnífica granja de los Padres.

Un movimiento que busca sin duda reforzar el poder ofensivo del jardín de los Padres de una manera inmediata. Y es que es obvio que los Padres no podían tan solo permitirse el lujo de poder observar como en nuestras filas se concentraba un prometedor futuro, sino que también se hacía necesario poder tener ciertas garantías de cara a la temporada 2012, que cada vez se acerca más y más.

Quentin, de 29 años de edad, tiene entre sus logros el hecho de haber sido convocado al Juego de Estrellas en dos ocasiones. Además, ha conectado al menos 21 HRs en cada una de las últimas cuatro temporadas para Chicago. Números que sin duda se desea que se puedan repetir o mejorar en San Diego y así poder otorgar mejores resultados ofensivos a los Padres.

Pero el vasto PETCO Park, ¿permitirá igualar a Quentin los números cosechados por él en la ciudad del viento? Bueno, eso solo lo podremos saber con el tiempo. Lo que si podemos hacer es analizar sus números cosechados en Chicago, comparándolos con los números de los jardineros de San Diego en el 2011 y así hacernos una idea del peso específico que podrá tener Quentin en los Padres del año que viene.

En la pasada temporada, logró promediar .254 de bateo, .340 de porcentaje en base, con 107 hits, 24 HRS, 31 dobles, 53 carreras anotadas y 77 carreras impulsadas, todo ello en los 118 juegos que disputó. A esto hay que añadir que su slugging PCT se situó en .499. Esto en lo que se refiere al 2011, puesto que en su estancia en Chicago acumuló un porcentaje de bateo de .257, con un porcentaje en base de .352 y un slugging PCT de .505, además de los mencionados 21 HRs como mínimo, por temporada. En el acumulado de su carrera, atesora 125 dobles, 6 triples, 121 HRs, 383 carreras impulsadas, 321 carreras anotadas, 214 pasaportes a primera, .252 de porcentaje de bateo, .346 de porcentaje en base y .490 de slugging PCT.

Unos números que vendrían muy bien a los Padres, que a nivel general han visto como estamos en el sótano de la Nacional en cuanto a la estadística de hits (1284), HRs (91), porcentaje de bateo (.237) y slugging PCT (.349), habiendo sido en penúltimo de la Nacional en carreras anotadas (593, lo que suponía la primera vez desde 1988 y con 162 juegos, que no superábamos la cifra de las 600 anotadas en una temporada) y con tan solo un porcentaje en base de .305 y 1320 strikeouts (el segundo mayor de la liga).

Si lo analizamos desde el aspecto individual de nuestros peloteros, veremos que la media de Quentin de 26 HRs en sus últimas cuatro temporadas, tan solo se ha visto superada por Adrian González en los últimos tiempos (además de los 27 HRs de Greene en el 2007). En el resto de casos, muy difícilmente encontraremos a otro pelotero de los Padres, acercándose a la cifra de 25 HRs en una temporada.

Y si nos fijamos en lo logrado por los jardineros de los Padres en la temporada pasada, veremos como Quentin habría sido en segundo jardinero con más turnos de bateo y el tercer mejor porcentaje de bateo del jardín de San Diego, tan solo superado por Denorfia y Maybin. Su porcentaje en base también hubiese sido en tercer mejor (y el mejor entre aquellos con más de cien juegos disputados), mientras su slugging PCT habría sido el mejor del jardín de los Padres, con bastante diferencia.

Dicho esto, hay que recalcar que todos estos números que atesora Quentin, no han sido cosechados en el PETCO Park, por lo que habrá que comprobar como se adapta su bate a su nuevo hogar, pero lo que si es seguro es que con Quentin, Byrnes ha encontrado el jardinero que quería para reforzar las esquinas del PETCO Park.

También hay que tener muy en cuenta que Quentin se convertirá en agente libre en el 2012, y que su salario será determinado por arbitraje. El año pasado ganó 5.05 millones de dólares, por lo que su salario en esta campaña podría ascender a cerca de los 7.5 millones de dólares y con esto subir el payroll de los Padres, a estar entorno a los 57 millones.

Esto nos lleva a pensar cuales serán los siguientes movimientos, si se deseaba reforzar la loma, con un lanzador veterano y el centro del diamante. El canje de Bartlett o Hudson y de algún pelotero de la congestionada primera base (¿tal vez Rizzo?), serán la clave de los siguientes movimientos. Eso si Byrnes no tiene en mente hacer movimientos en la tercera base, con Headley como protagonista de ellos.

Estando ya inmersos en el 2012, los Padres seguirán trabajando con intensidad para que en la primavera, Bud Black tenga a punto una plantilla de peloteros que atesoren calidad suficiente para afrontar la nueva temporada con garantías y el futuro, con mayores garantías si cabe.

Hasta muy pronto desde España.

SIGUE PADRES HISPANOS EN FACEBOOK.

SIGUE PADRES HISPANOS EN TWITTER.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.